Domingo, 21 junio 2015 | 2:35h.

Una filial del Estado Islámico en Yemen reivindica el ataque contra una mezquita en Saná

Una filial del Estado Islámico en Yemen reivindica el ataque contra una mezquita en Saná

Saná, 20 jun (EFE).- La filial del grupo terrorista Estado Islámico (EI) en Yemen reivindicó el ataque llevado a cabo hoy contra una mezquita en el casco histórico de la capital yemení, Saná, en el que murieron al menos tres personas y dos resultaron heridas.

En un comunicado difundido a través de las redes sociales, la rama yemení del EI aseguró que llevó a cabo el ataque en “venganza” contra los chiíes, en referencia al movimiento rebelde de los hutíes que controla actualmente la capital.

El comunicado informó de que “un coche bomba fue detonado cerca de un templo de los chiíes infieles”, identificado con el nombre de Qubat al Mahdi, cerca de la puerta Baab Al Sabah de la ciudad vieja de Saná.

El coche bomba explotó a la salida de los fieles de esa mezquita, tras el rezo del mediodía, según informaron a Efe fuentes policiales.

La deflagración también causó daños materiales en viviendas del casco viejo de Saná, donde hay edificios de gran valor histórico y arquitectónico, algunos catalogados como patrimonio de la humanidad por la Unesco.

Hace tres días, el grupo yihadista reivindicó un ataque con cuatro coches bomba contra dos mezquitas y edificios relacionados con los hutíes en dos barrios de Saná, en los que fallecieron cuatro personas y cincuenta resultaron heridas.

La filial yemení del EI llevó a cabo el mayor atentado el pasado mes de marzo, cuando varios suicidas detonaron sus cargas explosivas en diferentes mezquitas de la capital, matando a más de 130 personas.