Jueves, 26 marzo 2015 | 9:43h.

El BOE publica la reestructuración del INE, que la dotará de mayor eficiencia

El BOE publica la reestructuración del INE, que la dotará de mayor eficiencia

Madrid, 26 mar (EFE).- El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado hoy el real decreto por el que se reestructura el Instituto Nacional de Estadística (INE), con el objetivo de dotarlo de una mayor eficiencia, es decir, producir con la más alta calidad y al menor coste.

La nueva estructura del INE, que entra en vigor mañana, mantiene las subdirecciones generales productoras de las distintas estadísticas, con ligeros cambios de denominación y contenido, y transforma dos subdirecciones generales que integrarán el modelo de producción.

Así, las dos primeras pasan a denominarse Dirección General de Coordinación Estadística y de Estadísticas Laborales y de Precios y Dirección General de Productos Estadísticos, a las que se dota de mayor contenido.

Por su parte, la Subdirección General de Muestreo y Recogida de Datos se transforma en el Departamento de Control de la Producción Estadística y Muestreo, cuyo cometido será planificar la actividad estadística y la coordinación de los procesos productivos de las operaciones.

La Subdirección General de Estándares y Formación se transforma en el Departamento de Metodología y Desarrollo de la Producción Estadística, que servirá para garantizar la estandarización y el uso de registros administrativos, mediante la elaboración de metodologías y el diseño de los procesos productivos.

Asimismo, se ha suprimido la Subdirección General de Relaciones Internacionales, cuyas funciones pasan directamente al gabinete de Presidencia del INE, y la Subdirección General de Cuentas Económicas y Empleo se ha transformado en el Departamento de Cuentas Nacionales.

Con esta nueva estructura se tiende a un modelo estandarizado de la producción estadística, integrándose todas ellas en un único sistema de producción, con una infraestructura técnica única, soportes estandarizados de programas informáticos, explotación común de fuentes de datos y preeminencia en el uso de registros administrativos.