Lunes, 16 enero 2017 | 17:56h.

Teorías normativas

JUAN SALVADOR REVELLESTeorías normativas

Un escándalo periodístico de gran factura fue el acaecido el 24 de enero de 2013, cuando el diario El País publicó una foto del entonces presidente de Venezuela Hugo Chávez, intubado en la cama de un hospital.
La foto resultó ser falsa. La agencia de información Gtres que trabaja habitualmente con este diario, suministró la imagen que supuestamente había tomado una enfermera del equipo médico que atendía a Chávez en un hospital en Cuba. En realidad se trataba de un fotograma de un video de youtube, de un hombre anónimo, difundida a varios medios de comunicación por un periodista italiano, Debenedetti, que quiso actuar como “perro guardián” para verificar la integridad de dichos medios. Sólo el diario El País la publicó.
Cierto es que el diario publicó que no había “logrado verificar de forma independiente las circunstancias, el lugar o la fecha en la que se había realizado la fotografía porque las particularidades políticas de Cuba y las restricciones informativas que impone el régimen lo han hecho imposible”.
También es verdad que  El País en cuanto verificó la falsedad de la foto, retiró la distribución de la edición impresa y suspendió, en un breve lapso de tiempo, la edición digital.
Pero la realidad es que, aunque la imagen hubiese sido auténtica, plantea un dilema ético sobre la  idoneidad o no de publicar ese tipo de fotografía. El País se disculpó insistiendo en que se había debatido qué hacer y habían decidido divulgar la foto pues “la imagen era pertinente en un momento en que el estado de salud del presidente venezolano es motivo de gran polémica y encendido debate político en su país por su ausencia en la toma de posesión tras las elecciones presidenciales y ante la falta de transparencia de las autoridades” .
Personalmente creo que se traspasó la línea de la moral y la decencia periodística por no hablar de la falta de ética al no comprobar la autenticidad de la imagen antes de publicarla.
El asunto provocó además un conflicto con el gobierno venezolano que emprendió acciones legales y un revuelo a nivel internacional. Cristina Fernández, presidenta de Argentina tuiteó que eso no era una foto sino una “canallada”.
Poco después, Pedro J. Ramírez, entonces director del diario El Mundo, explicó a través de Twitter que le habían ofrecido la fotografía por 30.000 € como un “material exclusivo mundial”.
El diario El País, decidió publicar una foto sensacionalista y de indudable mal gusto, sin verificar su origen y autenticidad e incumpliendo con las normas que exige la ética periodística (e incluso su propio manual de estilo) por conseguir una exclusiva mundial. ¿Mereció la pena?

http://www.abc.es/medios-redes/20130124/abci-foto-falsa-hugo-chavez-201301240951.html

http://internacional.elpais.com/internacional/2013/01/24/actualidad/1359060599_118030.html

http://www.libertaddigital.com/espana/2013-01-24/el-pais-publica-una-foto-falsa-de-chavez-entubado-1276480245/